Una pelea entre niños trajo la muerte; este fue el fatídico caso que ocurrió en Cuatro Esquinas municipio Francisco Javier Pulgar del estado Zulia; donde una simple discusión entre infantes, ocasiono disgustos entre padrastros. Según trascendió, el hoy occiso Jhonny Sangronis de 44 años, se acercó para ver, si al que le pegaban era a […]

Una pelea entre niños trajo la muerte; este fue el fatídico caso que ocurrió en Cuatro Esquinas municipio Francisco Javier Pulgar del estado Zulia; donde una simple discusión entre infantes, ocasiono disgustos entre padrastros.

Según trascendió, el hoy occiso Jhonny Sangronis de 44 años, se acercó para ver, si al que le pegaban era a su hijastro, al verificar que no era, se retiró comentándole a su vecino que no debía pegarle porque no es su hijo.

Bracho pensó que Sangronis lo iba a denunciar ante la policía,y en medio de la rabia tomó su arma de fuego y junto a dos familiares fue a la casa de Sangronis  para dispararle a cuatro miembros de la familia, salvándose un niño de 11 años que se fugó con un bebé de seis meses, hijo de la pareja.

Haga un comentario

Haga clic en este recuadro e inicie o mantenga una conversación de este tema, interactúe con los demás.

Lleno de ira, Bracho ingresó a la casa de la  víctima  y sin mediar palabra le propino un disparo a sangre fría en la cabeza al niño de 9 años, quien se encontraba para el momento en el cuarto viendo televisión, y después le disparó a la mamá del infante, quien falleció en horas del mediodía de este martes en la Unidad de Cuidados Intensivos del Iahula en Mérida, tras luchar por su vida.

En este fatídico acontecimiento también perdió la vida Jhonny Sangronis de 44 años, agricultor, quien falleció junto a su hijastro al ingresar al ambulatorio del sector zuliano. También resultaron heridos una hijastra del occiso de 10 años quien está a punto de perder la pierna por el impacto de bala que recibió y Dixon Abuei de 26 años quien recibió un disparo en el pecho.

Los organismos de seguridad están tras pista de los tres implicados, como son los hermanos Jesús y Jefferson Bracho y su primo Dennys Blanco Bracho, quienes están huyendo de la justicia, un suceso  que  tienen consternada a la población zuliana.